12 de enero 2019

Diseño/ enero 12, 2019/ Abundancia ilimitada/ 0 comments

Enero 12

No hay escasez

Cuando estás preocupado por tu salud o la salud de un ser querido, tu concentración se enfoca como un láser. De repente, hay claridad en toda la vida porque te das cuenta de lo que es importante. La vida es importante. Cada día es un regalo. Pides otra oportunidad para hacerlo bien. La mayoría de las veces te lo dan y estás muy agradecido.

Pero las preocupaciones por el dinero se burlan de ti. Te roban la alegría de vivir porque te siguen todo el día como una sombra oscura y amenazadora. Por la noche, flotan a los pies de tu cama esperando robarte el sueño. Cuando estás preocupado por el dinero, temes los días y agonizas por las noches. Sin pensarlo, tiras cada una de las 24 horas que se te presentan, dejas de vivir, y simplemente existes.

Si estás preocupada por el dinero hoy, anímate. Tú tienes el poder de cambiar tu estilo de vida y cambiar de un sentimiento de carencia y privación a un sentimiento de abundancia y satisfacción. El dinero sube y baja en nuestras vidas. Lo que debe permanecer constante es nuestra comprensión de que la abundancia es nuestro derecho de nacimiento espiritual. La cantante estadounidense de góspel Mahalia Jackson, dijo una vez que “es fácil ser independiente cuando tienes dinero. Pero ser independiente cuando no tienes nada, esa es la prueba del Señor”.

Esto es lo que he aprendido y comparto con el buscador que vive en ti. Cuanto más simples hacemos nuestras vidas, más abundantes se vuelven.

No hay escasez, excepto en nuestras almas.

(Inspirado en: Simple Abundance: A Daybook of Comfort and Joy, Sarah Ban Breathnach. 1995, Editorial Grand Central Publishing)

Share this Post

Leave a Comment